Cómo mejorar la comunicación con tu pareja utilizando el arte de Permitir

decepcionada
 ***Judy Raigoza Pregunta***

 Buen día apreciada Sandra

En enero te comuniqué acerca de la felicidad que sentía porque había llegado el verdadero amor a mi vida, hoy sigo convencida de ello, pero tenemos dificultades de intolerancia,

él reconoce que me contesta con dos piedras en la mano, yo veo que el siente que yo  a toda hora le estoy reclamando y esto cada vez empeora pues yo ya no tengo la tolerancia de antes, como ya lo hemos hablado a  mí me parece que no se han hecho los ajustes y que si lo paso por alto es para agachar la cabeza por siempre que él esté a mi lado.

Cómo manejo esta situación, pues veo que desde que yo estoy reaccionando (no guardando silencio como antes) estamos discutiendo mucho?

Muchas gracias

Judy Raigoza

 *** Sandra Responde***

 Querida Judy:

Agradezco tu mensaje y me agrada saber que aún sigas con el mismo convencimiento de que has hallado al amor de tu vida.  Procedo a darle respuesta a tu pregunta con el siguiente artículo:

Cómo mejorar la comunicación con tu pareja utilizando el arte de Permitir

 Evidentemente el ser humano confunde la tolerancia con el arte de permitir ser. Para que no caigamos en ese error y sea posible que en cualquier relación ya sea de pareja o de otra índole la comunicación sea  asertiva, es importante saber las diferencia que existe entre tolerar y permitir ser.

Cuando toleras sufres, aceptas algo que esta ocurriendo sin sentirte bien por ello, sino más bien tratas de no reaccionar negativamente aunque por dentro experimentas sensación de molestia, incomodidad e incluso frustración.  La tolerancia exige mucha ayuda de la fuerza de voluntad porque se mantiene una pequeña lucha mental consigo mismo para aceptar algo con lo cual no estas de acuerdo y esto de manera directa o indirecta te genera un nivel de sufrimiento.  Mientras que cuando utilizas el arte de permitir ser no experimentas sufrimiento sino satisfacción y te mantienes en tu estado natural de bienestar.  No te esfuerzas por aceptar algo sino que estas abierto a todo, respetas los diferentes puntos de vista, no te sientes afectado por ellos cuando son distintos y permites que todo fluya sin sufrimientos personales.

Mejorar la comunicación en pareja entonces es posible cuando incorporas en tu vida el arte de permitir ser, es decir, abres tu mente y entiendes que:

  • No porque pienses diferente quiere decir que tu razonamiento sea el único válido
  • Los demás tienen derecho a creer, pensar y sentir diferente sin que esto tenga porque convertirse en un problema en tu vida.
  • Las costumbres, enseñanzas y aprendizajes personales que has adquirido no tienen que ser los únicos válidos.
  • Habrán personas que no estarán de acuerdo contigo y de igual forma merecen respeto.
  • Es posible llegar a acuerdos en donde las dos partes pongan de si para que las cosas marchen lo mejor posible.
  • La diversidad hace más interesante la vida, aprendemos cosas nuevas, tenemos la oportunidad de conocer nuevos puntos de vista y probar de diversas formas una misma cosa por lo tanto se puede llegar a disfrutar.
  • No es necesario que las dos personas sean iguales, piensen igual o hagan las cosas igual para que puedan entenderse, basta con tener la mente abierta para negociar, buscar soluciones y ceder en algunos momentos dependiendo del caso.
  • Juzgar a la gente duramente porque simplemente no cubre tus parámetros personales deja en evidencia tu negativa a respetar las diferencias hacia otros.

El arte de permitir exige darse cuenta que la diversidad en el mundo es algo evidente, y aceptar que para que la convivencia sea exitosa debemos aprender a vivir todos juntos respetándonos mutuamente.

Una comunicación asertiva se logra utilizando palabras amables en lugar de exigencias.

Diciendo lo que te gustaría obtener de la relación, o lo que te gustaría lograr de tu pareja sin que esto se vea como una imposición.  Pues a nadie le gusta que le exijan, le impongan o le descalifiquen su forma de ser.

No es lo mismo decir:

“Odio que siempre contestas con dos piedras en la mano y te portas tan grosero”.

Qué expresar lo que deseas en lugar de esto:

“Me encantaría escuchar tu punto de vista y platicarlo tranquilamente, de forma amable y educada.  Pues me agrada mucho tener este tipo de conversaciones.”

 Recuerda que en el pedir, está el dar.  Revisa entonces las palabras que usas, y cómo las usas cuando hablas con tu pareja, ponte en su lugar antes de decirlo y piensa si te gustaría o no que te dijeran las cosas de la forma en que las dices.  Si es un si, entonces adelante sigue haciendo lo que estás haciendo, pero si descubres que puedes hacer unos pequeños ajustes en tu manera de expresarte, y crees que puedes mejorar la convivencia utilizado el arte de permitir entonces adelante, pon en práctica esta estrategia y te deseo mucho éxito.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s